Crisis, realidad virtual o aumentada

Cruda realidad...

 

Hoy que teníamos previsto escribir sobre Realidad Aumentada… esto es, una tecnología de mucho mayor calado y aplicación práctica que la tan manida Realidad Virtual, y sobre la que últimamente nos estamos poniendo al día por razones profesionales que no vienen a cuento. Pero los acontecimientos nos superan, hasta me da reparo hablar de “aumentos” con la circunstancias actuales, y mirándolo por otro lado, lo que está pasando en este país, y en el mundo en general, tiene su relación con ambos conceptos, hasta servirían para explicarlo en cierto modo.

Puede decirse que mucho de virtual tuvo el crecimiento económico mundial en los últimos años previos a la actual crisis. No sabría exactamente a cuándo y cuánto remontarme, pero bien podríamos hablar de la caída del Telón de Acero o, lo que es lo mismo, la desaparición del comunismo como contrapeso del sistema de fuerzas que regía el mundo. Con su gran antagonista fuera de combate, el capitalismo extremo –no el libre mercado, conste- aprovechó la ocasión para abrirse paso hasta hacerse dominante. El “todo vale porque teníamos razón y además la Historia nos la ha dado” se hizo fuerte y pasó a regir los movimientos del dinero a escala global. La especulación desatada pasó a estar bien vista por los gobiernos y por las entidades reguladoras, se liberalizó suelo, costaba poco construir, se vendía muy caro y había quien compraba, porque creía que podía comprar, aunque también fuera virtualmente. Al mismo tiempo, el sistema financiero se envalentonó y creó grandes mercados artificiales, como si de un Monopoly en versión Second Life se tratara, solo que el dinero que se jugaba era real, y las fortunas de quien supo moverse aumentaron, en algunos casos hasta la misma indecencia.

Por la misma dinámica, y según las mismas reglas del juego, de repente se desmorona Lehman Brothers como un castillo de naipes, y quien más y quien menos abre los ojos y se da cuenta de que el rey iba desnudo. Los activos se volatilizan, la opulencia era, en efecto, virtual. La casa ya no valía 100, en realidad nunca lo valió, y qué decir si lo que teníamos eran cientos y miles de edificios. Todo había sido un juego grosero y fatal. El capitalismo exacerbado –insisto, no el que se rige por la ley de la oferta y la demanda y la soberanía del cliente- entró en estado de pánico aumentado y febril. Hasta entonces su ambición, relativamente satisfecha dentro de lo insaciable, había dejado alguna concesión para que la gente de a pie tuviera su parcela de cierto bienestar, su coche, sus vacaciones en la playa… pero más que nada para que no se revolvieran contra ellos, que aunque pobres, eran muchos y mejor tenerlos contentos. Pero ahora que sus beneficios menguaban y que lo único tristemente real eran sus deudas, no cabía más cuartelillo. Se acabó el bienestar de la gente de medio pelo, lo imperioso era recuperar ese dinero, que por otro lado siempre consideraron suyo.

Así, los mercados del capitalismo voraz –repito, el que nada tiene que ver con el éxito y la buena práctica empresarial- han generado la penuria, igual que generaron la abundancia. Sobre bases virtuales, hasta que se torna en dramáticamente real. Durante los últimos cuatro años, en España nos han bombardeado con cifras y titulares dantescos que desde luego no animaban a nadie, y mucho menos a los inversores. Sobre la tasa de desempleo, sobre la prima de riesgo, los indicadores macroeconómicos, las quiebras de empresas. El caso es que salías a la calle y no tenías una evidente sensación de esa decadencia. Claro, conocías cada vez a más gente en paro, sabías de empresarios que lo estaban pasando muy mal y veías a tu alrededor negocios que cerraban. Pero no veías los restaurantes ni los bares vacíos, ibas de vacaciones y los hoteles estaban repletos, en navidades los centros comerciales se veían atestados. Y no me refiero a los ambientes de lujo, que siempre permanecieron saludables y florecientes. En la clase media existía una percepción virtual de la crisis, pero todavía, en muchos casos, no exactamente real. Y en otras clases y según en qué sectores, siempre habían vivido más o menos así, de manera que tampoco se notaba tanto la diferencia.

Es ahora cuando la situación lleva camino de derivar en una crisis aumentada. Hace apenas una semana se conocía un dato demoledor (Cinco Días, 4 de julio 2012): el Instituto Nacional de Estadística (INE) revelaba que, por primera vez desde mucho antes de declararse la crisis, la tasa de ahorro de las familias (la diferencia entre su renta bruta disponible y su consumo) había sido negativa en el primer trimestre de 2012. ¿Cómo puede interpretarse esto? Pues digamos que durante estos años, con menos empleo, con sueldos más precarios, con los precios e impuestos al alza y créditos en retirada, la gente ha sido capaz de ir más o menos tirando porque había ahorrado algo. Pero ahora ya no tiene más remedio que tirar de sus reservas, y éstas menguan. En contra de lo que se ha dicho, más que vivir por encima de sus posibilidades, una gran mayoría de gente ha sido sensata y ha sabido guardar por si luego venían mal dadas. Pero parece que tampoco les va a servir de mucho, si acaso para alargar la agonía. La soga de la recesión no deja de apretar, la presión ya empieza a hacerse insoportable; no se intuye el final y la pobreza acecha a cada vez más españoles. Aparte de los que ya lo eran supinamente y los que sí se han incorporado a ese status durante este último período. Por cierto, ¿sabían los sibilinos mercados que ese dinerillo estaba ahí guardado? Pues claro, ¿cómo no lo iban a saber?

En este estado de cosas, cuando la crisis ya se manifiesta con efectos reales y en progresivo aumento, es cuando el Gobierno de esta Nación anuncia un tajo para las clases medias y bajas sin precedente en nuestros años de democracia. Y sin ninguna medida, sin atisbo, sin la menor intención aparente de hacer funcionar la máquina productiva y creadora de riqueza. Esto significa que cuando menos recursos va teniendo la gente, más le van restar, y además no se le ofrece ninguna perspectiva de poder levantar cabeza. Todo para pagar la deuda contraída a fin de salvar… nuestro sistema financiero, que como los niños y las personas mayores, siempre ellos primero. Con la mayor frialdad de análisis posible en días como los que tocan, esta es la cruda realidad, sin virtualidades ni aumentativos.

Anuncios

7 Comments

  1. Todo esto es para tontos. Mas Iva, menos consumo, menos recaudación, menos ingresos a funcionarios, menos gasto, a la mierda empresas, mas paro, más subsidios, mas gasto, mas necesidad de dinero más recortes……. LO HEMOS VISTO EN GRECIA, PORTUGAL E IRLANDA…… es como Preatty woman, una peli que nos la sabemos de memoria……. PARA TONTOS…..
    Pero os presento ala nueva ídolo de las paradas del PP……. que fasion….. la hija de Fabra…… el que le toca siempre la lotería…….. que se jodan los parados y olé
    http://www.elperiodico.com/es/noticias/politica/andrea-fabra-del-desata-escandalo-congreso-2070781?utm_source=rss-noticias&utm_medium=feed&utm_campaign=portada

    1. En efecto, como no iba a ser de otra manera. Como sucesor de Lucas se ha hablado de Antonio Jiménez, de Intereconomía por supuesto. RTVE lo ha desmentido categóricamente, así que ya sabemos… claro que nunca nos olvidemos de Luis Herrero, angelito…

      1. Precisamente colgué en el blog la entrevista de Lucas a Vincent Navarro que dice las verdades del Barquero y con datos…….. y hoy se lo cargan……… ME PARECE QUE LA VERDAD MOLESTA MUCHO A ESTOS HIJOS DE PUTA FASCISTAS,,,,,,,, ME UNO A OÑATE
        Por cierto que ¿donde están los aferrimos del PP???? En mi barrio han desaparecido…… ahora nadie ha votado al pp……. que cosas…….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s