Doctor Robben

Arjen Roben (gracias por visitar la página)

Mal día para ser londinense en Londres, cuando 80.000 alemanes –más tal que otros tantos que viven allí- tomaron la ciudad y bajaban por la Oxfordstrasse el sábado, por la noche a darse el homenaje en Trafalgar Platz, y ya el domingo de resaca, sustituir las aristocráticas fresas con nata por un rotundo codillo con chucrut en Covent Garten. Vamos, lo que en la historia no habían conseguido por otros medios.

El caso es que, hablando de fútbol, se vio del bueno. Si por un día hicieron Wembley suyo fue para demostrar por qué están ahí y cuáles son los poderes de los grandes de la Bundesliga. Uno, el Bayern München, habrá que admitir que el mejor equipo de Europa a fecha de hoy; el otro, el Borussia Dortmund, reconozcamos que el que mejor fútbol ha fabricado a lo largo de toda la Champions, desde su inicio –y con la excepción, sí, de la vuelta contra el Málaga. Fútbol alemán de la mejor escuela, que fue la de los setenta y ahora parecen dispuestos a recuperar: consistente, enérgico, audaz y con muy buen producto. ¿Cuando en una final hemos visto siete ocasiones claras de gol por bando sólo en la primera parte? Los de Klopp se presentaron con una apuesta encomiable, no les salió –les podía haber salido- y luego terminaron fundidos. Los de Heynckes –cuánto me alegro por él- parecieron aturdidos ante la inesperada avalancha del supuestamente aspirante, pero tuvieron paciencia, orden, a Neuer y a Javi Martínez, y terminaron sobreponiéndose para ganar al más bávaro estilo, el de Beckenbauer & Co, que era llegando más entero y apretando las clavijas en el tramo final.

Pero en la fiesta alemana, el gran protagonista terminó siendo holandés. Qué injusto era –me parece a mí- que Arjen Robben tuviera colgado ese cruel sambenito de perdedor, fracasado y villano de las grandes finales. Jugador especial siempre ha sido, excepcional en lo mucho bueno que tiene y también en lo malo, su individualismo a ráfagas, sus rarezas de zurdo impenitente, excentricidades de –permítanme la comparación- un John McEnroe encarnado en futbolista. Que vale, lo de Casillas en el Mundial, el penalti fallado en la final del año pasado… y los mano a mano que tuvo en la primera parte, que parece que no sólo el mal fario le persiguiera, sino que él mismo se sabía perseguido, o víctima de un síndrome de Estocolmo. Pero no, mira, es fútbol: una vez fallas y no está escrito que a la siguiente tengas que acertar, ni viceversa, y a veces te toca acertar o fallar dos, tres, once veces seguidas. Durante los minutos que siguieron al asedio prusiano en la primera media hora de la final, Robben siempre tuvo encendida la lámpara de su talento, fue el que desequilibró, el que inventó caminos, el que abrió vías de agua en la impecable soldadura de la defensa amarilla. De una de sus maniobras de desestabilización vino el tanto inaugural, que no sería el definitivo. Pero el destino esta vez fue agradecido con él y le tenía reservado el desquite: un gol de maestro en el último suspiro que decidió una gran final, otorgó la quinta Copa de Europa al Bayern y a él, por fin, le dejó en su verdadero sitio. Y que le dejen en paz.

Sí, Robben se doctoró en la noche en que Londres fue plaza conquistada para los alemanes. Nadie en Múnich lo va a olvidar ya, y ahora se aprestan a iniciar un nuevo ciclo. Que para Heynckes termina, igual que en Madrid, con una Champions largamente esperada. 32 años aquella, 12 años esta. Si, el destino tiene estos caprichos.

Y bueno, aunque no tenga nada que ver, el título de este post me ha recordado una canción que unos ingleses compusieron hace ya mucho tiempo y que aprovecho para colocar hoy aquí The Beatles, Doctor Robert, YouTube

Anuncios

1 Comment

  1. ROBEN ESTUVO A UN MINUTO DE INGRESAR EN UN PSIQUIÁTRICO DE POR VIDA……. LE SALVÓ LA CAMPANA…….. PERO ESTADÍSTICAMENTE NECESITA 6 PARA METER 1 Y ESO NO VA A CAMBIAR…….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s